Páginas vistas en total

viernes, 10 de mayo de 2013

Viajar

La riqueza de viajar no está solo en las piedras viejas que cuentan historias, sino en la gente que te cuenta su vida cotidiana, aquellos que te abren las puertas de su casa, los que no sólo quieren exprimir tus historias, sino que están dispuestos a compartir las suyas.

 Un viaje que solo avanza por asfalto, o de la mano de un guía, es difícil que pase más allá de la piel de un país. Para conocer un país hay que confundirse, hay que tocarlo, compartir ratos con su gente, beber con ellos, dejarte invitar a su casa, ir a los lugares alejados, a los aislados, los feos y los malolientes.

Anna Callau y Pablo Rey.
http://viajeros4x4x4.wordpress.com/

No hay comentarios:

Publicar un comentario